Cómo persuadir a un cliente para que compre tu producto

La persuasión es una de las ramas más utilizadas por el ser humano para persuadir y lograr objetivos que pueden ser comunes o individuales.

A veces es difícil saber cómo persuadir a un cliente por distintos motivos: no te conoce a ti ni al producto, le cuesta adquirir algo nuevo y duda de su calidad o duración.

En un mundo lleno de Internet y tecnología, tenemos un consumidor cada vez más y mejor capacitado, dispuesto a todo y con una capacidad de investigación que crece porque tiene herramientas a la mano como Google o cualquier otro buscador para averiguar.

Aunque es un reto que podría llevarte días, aprender cómo persuadir a un cliente de que eso que vendes es importante y le ayudará con una necesidad, te abrirá las puertas a nuevos consumidores, mira algunos consejos que puedes tomar en cuenta.

¿Cómo persuadir a un cliente para que compre?

Amabilidad y paciencia

Una de las primeras cosas que debes entender de cómo persuadir a un cliente es que necesitas de mucha paciencia y calma. Debes sentarte con él, inspirarle confianza e incluso motivarlo a comprar el producto.

Recuerda que si es un total desconocido para ti, él no sabe quién eres y qué es lo que haces, así que ¿Por qué asustarlo? Siempre con calma y una buena sonrisa puedes llegar lejos.

¿Te imaginas llegar a un sitio y que te reciban con mala cara y desánimo? Eso inmediatamente va a cambiar tu estado de ánimo y más aún si no conoces el sitio, así que paciencia, sonrisa y mucha amabilidad que sí lo lograrás.

Ve al grano cuando vayas a persuadir a un cliente

Esta es otra cosa que debes tener en cuenta para convencer al primer ciente, la época de dar vueltas y marear a las personas con discursos molestos sobre la historia del producto ya pasó de moda.

En estos tiempos lo que priva es la simplicidad y el ir al grano, explicar de una vez los beneficios del producto y por qué es importante para el nicho de mercado de ese cliente que tienes en frente.

Mientras más claro seas y conciso, convencer a tu primer cliente se hará más sencillo.

Ofrece pruebas

Pero la información, ir al grano y ser amable no son suficientes a la hora de entender cómo persuadir a un cliente, pues a este aún le quedan dudas o no está completamente convencido. Entonces tienes otra alternativa, mostrarle testimonios.

Da tu producto a un grupo de personas y haz que lo prueben o lo usen, grábalos, escribe sus testimonios y haz uso de las calificaciones o buenos comentarios que recibas en las redes sociales.

Esta será una manera mucho más sencilla de convencer a tu primer cliente de tu producto frente al de otros. Recuerda que el siempre se va preguntar ¿Para qué voy a comprar lo que haces cuando hay 20 marcas más? Es ahí cuando debes enseñar tu esencia y en qué te diferencias del resto del mercado.